• ADVICE

El valor de un Consejo de Administración.


Es común pensar que los Consejos de Administración solo sirven en empresas grandes, sin embargo, nada está más lejos de la realidad. Las empresas medianas y pequeñas obtienen enormes beneficios al contar con un Consejo de Administración. Si bien en las empresas pequeñas el tema de la representación de los accionistas no es siempre importante, sí es muy útil el enriquecimiento de la perspectiva del dueño o director general, así como la retroalimentación sobre la calidad de su gestión que obtiene del Consejo de Administración.

Actualmente los Consejos de Administración estando tomando un rol mucho más relevante en la gestión y el éxito de las empresas. Esto se debe al aumento de la complejidad del entorno de negocios y a la mayor conciencia en los administradores sobre los límites que una sola persona tiene cuando actúa como único responsable de la dirección de una empresa.

El principal objetivo del Consejo de Administración es orientar los asuntos de la organización y velar por los intereses de los accionistas a través del control de la alta dirección, actuando así como intermediario entre accionistas y equipos directivos. Para que un Consejo de Administración pueda operar con mayor eficacia, se recomienda que el Consejo, además de los accionistas que sean consejeros, cuente con miembros que no estén involucrados en la operación diaria de las empresas y que puedan aportar una visión externa e independiente.

Una de las principales tareas del Consejo es asegurar que la empresa alcance los resultados deseados, que sea competitiva, cuidadosa en el uso de los recursos que usa y responsable con quienes intervienen en la operación de la empresa.

Algunas de las funciones  que puede tener un Consejo de Administración son las siguientes:

  1. Evaluación de los resultados de la compañía y del director general

  2. Aprobación de las estrategias generales. 

  3. Control de la ejecución y consecución de los objetivos del plan estratégico.

  4. Establecimiento y control de gestión presupuestaria.

  5. Creación de los mecanismos adecuados para obtener una información de calidad.

  6. Toma de decisiones en el caso de inversiones importantes.

  7. Aprobación de alianzas estratégicas.

Sin embargo, debemos reconocer que de acuerdo a la Ley Mexicana de Sociedades Mercantiles cada empresa es libre para determinar exactamente cuales son las funciones de su consejo de administración. Típicamente, las responsabilidades del Consejo de Administración las determinan en la asamblea los accionistas.